Posts Tagged ‘Democracia’

15-M, 5 AÑOS DESPUÉS

Cinco años después y seguimos sin lograr lo deseado …. ¿Sirvió de algo el 15-M?

 

Hay tres formas de transformar un sistema caduco como el nuestro:-

 

  • Abandono del sistema por renuncia explícita de todos los corruptos, ineptos y traficantes de influencias que pululan por todos los órganos del poder, ejecutivo, legislativo y judicial …. situación que no se dará porque los aforados se aferran a sus sillones para no ser juzgados, los enchufados no desean perder sus sueldos y privilegios no merecidos y otros no desean dejar de traficar influencias para su propio enriquecimiento.

 

  • Introducción de nueva savia ética al sistema con un cambio desde dentro promovido por profesionales que antepongan el bien común de la sociedad por delante de intereses de partido o personales …. Algo que supuestamente se iniciaba con el aterrizaje de un partido que llamaba “casta” a los del caduco sistema bipartidista que se ha alternado en el poder durante 40 años pero que no sólo no ha tenido el empuje coherente imprescindible sino que ya le ha salido competidor colocado por los intereses creados que se resisten al cambio.

 

  • Una revuelta ética de la sociedad civil que expulse para siempre a los corruptos, a los ineptos y a todos los que durante cuatros décadas, gobernara el partido que gobernara, se han enriquecido a costa del ciudadano de a pie.

 

Lo primero nunca sucedería en un estado cuya jefatura es parte del sistema corrupto. Lo segundo arrancó y se encalló en la malla de ambiciones personales que le hizo perder gas como movimiento ciudadano que arrancaba aquel 15-M de 2011.

 

Estamos ante la primera repetición de unas Elecciones Generales en el Estado Español, un hito alcanzado que nos hace sonrojar como ciudadanos cuando los políticos responsables de esa lamentable situación ni siquiera pestañean. Al contrario, subidos a sus poltronas del Parlamento Español en el Congreso de Diputados y el Senado, seguirán cobrando sus fastuosos salarios sin trabajar, hasta el mismo día que sean sustituidos por otra tanda de partidistas que en su mayoría volverán a barrer para casa, únicamente obsesionados con las directrices de partido y sus propias ambiciones.

 

Todo ello desmotiva a los ciudadano que, mientras los mandatarios montan su pantomima complacientemente y con los bolsillos repletos de billetes de 500 Euros, ellos son desahuciados, siguen desempleados, les recortan los derechos sociales, les congelan las pensiones  y apenas pueden alimentar a sus familias. Esos ciudadanos, hartos de tanta mentira, no sólo rechazan una nueva campaña sino que hasta renuncian, en su mayoría, a ser parte de esta farsa democrática.

 

Serán los ciudadanos que pueden acabar absteniéndose de ejercer su derecho y deber como votante en las Elecciones Generales repetidas el 26 de junio de 2016.

 

Antes de tener que llegar a una revuelta más dura que la meramente ética, o sea una revolución en toda regla contra unos gobernantes irresponsables y unos legisladores cómplices, hagamos un último ejercicio de revuelta pacífica empleando bien ese derecho de voto para marginar para siempre a todo corrupto o inepto del sistema caduco, para dar una oportunidad a un nuevo orden democrático verdaderamente reflejo de la voluntad de un pueblo honesto y harto de tanto abuso del poder. La clave está en desmontar el dominio del Senado dónde el partido que lo domine podrá impedir la reforma de la Constitución Española de 1978, que ya huele a cadáver putrefacto hace un par de décadas.

15-m-2-5001

Puede ser nuestra última oportunidad para enterrar a casi 8 décadas de dictadura impuesta con etiquetas falsas que ilusionaban a los ingenuos y comenzar a saber lo que es una verdadera democracia de la ciudadanía.

 

 

Fernando Fuster-Fabra Fdz.

Ciudadano Independiente

Amante de la Libertad

CONSTITUCIÓN: EL SECUESTRO DE LOS DERECHOS CIUDADANOS

Constitución 1978 - 6.12.2014

Otro año más y van 36 desde que se ratificara la Constitución Española en 1978. Este año está bajo el punto de mira porque parece no haber servido para garantizar los derechos de todos los ciudadanos de manera ecuánime.

Es más, en 2011, justo antes del relevo en la Jefatura de Gobierno, los partidos que se alternan en el poder pactaron una reforma interesada y partidista sin inmutarse.  Ese famoso Art. 135 ahora está siendo cuestionado, de nuevo interesadamente, por uno de los partidos co-autores. 

Esa Constitución del 1978, que cumple su 36º aniversario, adolece de aquello que sus redactores tuvieron que extirpar para asegurar que las facciones más reaccionarias de nuestra sociedad no se alzaran en armas en otra guerra fratricida entre españoles. No se podrá responsabilizar a los “padres de la Constitución del 1978” toda la responsabilidad de la desvalorización de su contenido. Ya entonces, hubo “intereses creados económicos y de otra índole” que tiraron de los hilos tras bastidores. 

Muchos  somos los ciudadanos que ya pensamos en su día que el mérito de los que evitaron una conflagración entre hermanos a la muerte del dictador en la cama sería “pan para hoy y hambre para mañana” al estilo más puro español. Y así ha sido.

Hoy, 6 de diciembre de 2014, ya hay otro monarca ocupando el Trono, sin saber exactamente si también se ha hecho cargo efectivo de la Jefatura de Estado. La alternancia en la Jefatura de Gobierno pasa por sus momentos más turbios, con la eclosión de no pocos asuntos que tienen su origen en esos pactos de La Transición que dieron nacimiento a esta moribunda Constitución Española de 1978. Precisamente, el 6 de diciembre de 2011, justo después de la victoria electoral del Partido Popular y en puertas a la formación del primer Gobierno de Mariano Rajoy, escribí “Triste Conmemoración de la Constitución Española” https://fernandofusterfabrasblogesp.wordpress.com/2011/12/06/triste-conmemoracion-de-la-constitucion-espanola/ – haciendo hincapíe en el estado de deterioro con estas palabras, “… somos testigos de la fisura en la credibilidad de todos los estamentos del poder, desde la mismísima Corona hasta el último poder local.”

Los gobernantes, electos y nombrados, que ejercen los poderes – ejecutivo, legislativo y judicial – desde esa fecha hasta hoy, no sólo han traicionado la confianza depositada en ellos por la ciudadanía sino que han violado la propia esencia de cualquier Constitución en un estado de derecho que se defina como democrática. Sumidos en defender a sus partidos y a sus propios intereses en un barrizal de corruptelas, tramas y traiciones, desde el monarca abdicado hasta el ocupante de La Moncloa, pasando por todos los de sus respectivos séquitos de familiares, amiguetes y patrocinadores, en nombre de la decencia, deberían apartarse de toda gestión pública.

Solamente así, podría haber una verdadera oportunidad de regeneración democrática, que definitivamente requiere una nueva Constitución por los ciudadanos y para los ciudadanos.

Mientras eso no suceda, los pueblos de este estado decadente estaremos de luto.

 

 

Fernando Fuster-Fabra Fdz.

Ciudadano 

 

ABDICACIÓN, PUERTA DE LA TRANSFORMACIÓN DE ESPAÑA

El Rey ha abdicado. Sólo es noticia porque a estas alturas, todos pensábamos que su testarudez podría más que los consejos dados hace unos meses. En el momento crítico de la Corona tanto por el deterioro de la salud del monarca como por los escándalos que acuciaban a los miembros de la Casa Real, Juan Carlos I solamente pidió perdón por su “equivocación” en el desafortunado viaje de caza a África. Fue en aquel momento cuando debió pensar en abdicar, si verdaderamente pensaba en el bien de España.

Sin quitarle mérito a su aportación en estas décadas desde su ascenso al trono por nombramiento a dedo por un dictador, Juan Carlos I perdió la oportunidad de quedar como “el Rey de todos los españoles” al caer en la tentación de aferrarse al trono cuando ya tocaba una transformación de esa lejana y caduca Transición que algunos aun nombran balbuceando.

Intuyo que no se ha dicho toda la verdad  sobre su abdicación. Me pregunto hasta que punto han influido numerosos problemas que acechan a la Casa Real y en que medida ha tenido que ver la Reina Dª Sofía en esa su estancia en Copenhague para la reunión a puerta cerrada del Grupo Bilberberg. Allí coincidiría con una reina que abdicó hace poco y se dice que la Reina Madre Beatriz los Países Bajos ya aconsejó al monarca español que hiciera lo mismo.

¿Vive Europa un preludio de un “renacimiento ético” que nos hará que volvamos a la base para rediseñar el significado de “democracia”?

Muerte Constitucion

TRISTE CONMEMORACIÓN DE LA CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA

Más que tolerancia de los demás, exijo respeto ……. el mismo que yo les doy.”    – Fernando Fuster-Fabra

 

 

 

Se cumplen 33 años de la ratificación de la Constitución Española, en un año donde los derechos constitucionales de los ciudadanos han sido menos respetados.

 

No sólo hemos visto el menosprecio de los dos partidos que se alternan en el poder en estas últimas décadas sino que somos testigos de la fisura en la credibilidad de todos los estamentos del poder, desde la mismísima Corona hasta el último poder local.

 

España y su democracia pasan por horas bajas. Y los ciudadanos somos los que al fin de cuentas soportamos la carga para acabar ser los paganos de las alegrías irresponsables de aquellos que se proclaman como nuestros legítimos gobernantes.

 

Además, con el dilema de la crisis europea a cuestas, España tiene un gobierno en funciones que pasará el testigo en una alternancia cuasi pactada. Acordaron hasta una reforma constitucional a medida de sus respectivos intereses partidistas, obviando las prioridades de las necesidades imperantes del Estado Español y sus ciudadanos.

 

Por lo tanto, hoy no es un día para el regocijo, más bien todo lo contrario. Con la llegada en los próximos días de un nuevo gobierno, también se intuyen nubarrones que se adelantan a la marejada en aguas de la Unión Europea.

 

Hoy, me siento menos libre y más utilizado, en un estado que dice ser democrático pero que huele más a naftalina y viejos trapos que arropan a poderes fácticos.  

 

 

Fernando Fuster-Fabra

Barcelona, España    

 

 

 

 

 

20 AÑOS DESPUÉS, DE LA URSS A LA RUSIA DE HOY

Versión inglés :-            http://wp.me/pv6EY-7A

Después de un golpe fallido, el Primer Ministro de la URSS, Mikhail Gorvachov, entregó el poder del imperio que se desintegraba a Boris. Yeltsin. En menos de un tris la URSS había dejado de existir.

Incluso hoy, debemos preguntarnos que hubiese sucedido si el proceso hubiese seguido en manos de Gorvachov en vez de Yeltsin.

A pesar del supuesto fin de la Guerra Fría, en este punto, la Rusia que Yeltsin supuestamente ha construido no dista de la URSS que Gorvachov intentó cambiar con su Perestroika. Un leninista convencido, este líder mundial fue poco comprendido en su propi país que en el exterior. Sin embargo, el mundo occidental falló en prestarle el apoyo que necesitaba. Yeltsin tomó el relevo pero no hubo verdadero cambio más allá de un cambio en el nombre del país y la celebración de unas elecciones democráticas tuteladas.

Hoy, 20 años después, Rusia no ha avanzado lo suficiente hacia la democracia ni ha erradicado las formas corruptas de la desaparecida URSS. El poder sigue concentrado en manos de unos pocos, con un hombre fuerte al frente de su destino. Como unos de los estados emergentes. Que forman el denominado bloque BRIC, se espera que Rusia impulse la economía mundial. ¿Cómo tiene que suceder eso cuando sus líderes permanecen reacios a la transición democrática en el curso de sus progresos económicos?

 

Fernando Fuster-Fabra

Barcelona, España

 

¿QUO VADIS HISPANIA?

La semana 14 de 2010 ha sido intensa en noticias de toda índole, sobre todo a nivel nacional, aunque con algún punto álgido mundial (Acuerdo START II y Cumbre Nuclear de Washington, D.C.) que también nos implica directamente.

La semana 13, en vísperas de un descanso global coincidiendo con la Semana Santa, ya nos despidió con una extraña sensación que ciertos políticos nos consideran a los ciudadanos como meros peones atolondrados, instrumentales para satisfacer sus caprichosas aspiraciones. Me refiero al caso Matas. Aún así, la semana 14 ha venido cargada de aún más noticias sobre corrupción vinculada a políticos implicados, esta vez, en la trama Gürtel; y más de los mismo al escuchar a los políticos interpretar en nuestro nombre, lo que quisieran que como ciudadanos pensemos de las corruptelas que salpican ya a demasiados que siguen aferrados a sus cargos electos y a sus jugosos emolumentos del erario público.

Las aguas bajan igual de revueltas en otra rama del poder constitucional, la judicatura. Aquí parece que la objetividad se ha perdido en una maraña de ajustes de cuentas intra-jueces, o por lo menos, eso es lo que nos quieren hacer creer nuestros apuestos periodistas en sus crónicas en los distintos diarios.

La prensa española ha dejado de informar per se para convertirse en “parte y arte” de la escena política y judicial. El ciudadano ya tiene que hilar muy fino al leer las crónicas o escuchar a una tertulia.

Y claro, está lo principal. Seguimos sumidos en una crisis donde ni hubo foto pero tampoco pacto de estado, a pesar de un aparente consenso sobre unos puntos que se tramitarán como decreto-ley en los próximos días.

La crisis es bastante más que un tema económico-financiero. Sufrimos una crisis de identidad de la sociedad española del Nuevo Milenio, que no ha hecho más que sumergir  al ciudadano de a pie en un mar de dudas por la falta de respuestas de los que deben, por obligación, dirigir nuestro destino.

Tenemos dos frentes abiertos – uno estrictamente español y otro de imagen de estado hacia la comunidad internacional.

Hay una crisis de la ética profesional de los distintos estamentos de la sociedad española – político, empresarial, medio de comunicación, profesionales liberales, trabajadores y ciudadanía de a pie – que parece haber estallado justo coincidiendo con la crisis financiera, aunque en realidad sea una burbuja que se ha ido inflando a lo largo de muchas décadas de andadura de una dictadura tolerada por el mundo desarrollado hasta la democracia desarrollada europeísta que gozamos hoy.

La treintena de años de esa andadura democrática no eliminaron del todo “viejos vicios” de un régimen cargado de “tráfico de influencias” y de una “justicia a medida” a favor de intereses de los amigos poderosos e intereses creados. Y esta semana ha demostrado hasta que punto siguen ejerciendo su prepotencia aquellos que piensan que hay distintos rangos de ciudadanía en España – los de base que somos la mayoría y los preferentes que son los que “cortan el bacalao”.

Este mes se anuncia un endurecimiento de las penas para los corruptos de aquí en adelante. Sin embargo, campan a sus anchas corruptos de otras épocas que aún cuando hayan pagado sus penas a la justicia con estancias carcelarias, han logrado conservar sus botines de los saqueos a las arcar públicas, hoy tan necesitadas de ingresos para afrontar las amenazas a las prestaciones sociales y los gastos públicos de la próxima década en el Plan 2020. A pesar de esa anunciada ley, mientras no se sienten todos los líderes de partidos para proponer una ley anti-corrupción que vayan más allá de duras penas carcelarias sino a cárcel sin fianza ni reducción de condena mientras no devuelvan lo robado, no se comenzará a corregir esa falta de ética que nos ha hundido en esta situación de desmesurada avaricia por el poder, caiga quien caiga camino a la meta.

La crisis económica y financiera que debe afrontar este gobierno de turno requiere medidas firmes y valientes, pero que deben a su vez contar con el respaldo unánime de todo aquél político y partido que verdaderamente desea una transformación de esta sociedad española desahuciada por su permisividad y tolerancia hacia el dinero fácil o la solución rápida egoísta mediante especulación o conexiones privilegiadas.

Me he hecho una pregunta sobre el caso que afecta a Luis Bárcenas, hasta hace poco tesorero del PP y aún aforado por su cargo electo como senador por Cantabria.

¿Qué pasaría si otro ciudadano, por ejemplo yo mismo, declarara en una investigación que andaba “trapicheando en arte” para comprar un cuadro en metálico de un marchante, o que su esposa llegó a ganar 1 M Euros en bolsa al comprar y vender acciones de Endesa (dirigida entonces por Manuel Pizarro del PP) justo coincidiendo con las movidas de las OPAS de Gas Natural y E.ON? Seguro que a mí me hubiesen encausado por blanqueo de dinero y tráfico de influencias mientras que a su señoría le siguen considerando inocente cuando es un “presunto culpable” imputado en la trama más sucia montada al poco de aterrizar el PP en el Gobierno de España a finales de los ’90.

O nos ponemos las pilas y decidimos TODOS los españoles hacia dónde queremos que vaya este país, o difícilmente podrán medidas anti-crisis económica ni planes raquíticos de economía sostenible encaminarnos a la competitividad e innovación que creen empleo y nos devuelvan al desarrollo próspero con calidad de vida.

Fernando Fuster-Fabra, Madrid